'Acá estamos tratando de hacer un servicio pero no, en absoluto, puedo hablar de una candidatura.
Primero vienen las ideas y, que se entienda que esta grieta no nos conduce a ningún lado', dijo esta mañana el ex funcionario a radio Metro.

Mientras tanto, Lavagna indicó que está reuniéndose 'y poniendo sobre la mesa ideas' para salir de esa polarización en la que los extremos, atribuidos al kirchnerismo y al macrismo, 'tienen vocación de absorberlo todo' y 'de permanencia'.

'No tienen la idea de alternancia, ni de buscar consensos en forma permanente', dijo, y sintetizó: 'Tienen similitudes importantes'.
A modo de balance de gestión, consideró que 'los últimos cuatro años del gobierno pasado fueron malos' pero los que van de la administración actual 'profundizaron la crisis', pese a que había 'un contexto muy favorable'.

'Los últimos cuatro años del gobierno anterior fueron malos, eso deja alguna herencia, y los últimos cuatro años, en lugar de superar esa herencia, profundizaron la crisis con un contexto económico que fue muy favorable', dijo Lavagna.

El economista agregó que ese contexto estuvo dado por 'tasas muy bajas con el precio de la soja que también fue positivo' que 'no se aprovechó', y 'eso forma parte de los errores'.

Por eso, insistió en la creación de un espacio 'distinto' y relató que en ese aspecto se produjo el almuerzo que mantuvo ayer con el productor y conductor televisivo Marcelo Tinelli.

El ex funcionario contó que Tinelli 'es un empresario exitoso que está en una etapa de su vida en la que quiere hacer un aporte'.
'Hace dos meses nos habíamos juntado y lo vi pensando en el tema pero esta vez lo noté más comprometido en ir hacia adelante', dijo Lavagna respecto al conductor.

Fuente: Télam >> lea el artículo original